¿Qué productos enlatados llevar en una caminata?

Los viajeros rara vez llevan comida enlatada con ellos porque pesan mucho. Por otro lado, esta es una provisión maravillosa: nutritiva, ocupa poco espacio en una mochila y le permitirá comer bien en el bosque si una persona va a acampar durante varios días. Si una persona decide viajar, debe saber que no todos los productos enlatados son adecuados para ese pasatiempo.

Precauciones de seguridad

El envenenamiento por comida enlatada puede ser muy grave. Al comprar, preste atención no solo a la fecha de fabricación, sino también a las condiciones de almacenamiento. Algunos alimentos enlatados pueden mentir durante mucho tiempo, si observa el régimen de temperatura, y en la campaña se deterioran rápidamente. Esto está cargado con el hecho de que en la naturaleza, en el bosque, no hay centros médicos que puedan proporcionar primeros auxilios.

Por ejemplo, el estofado tiene una larga vida útil. Se permite almacenar durante años. El pescado en conserva es el más peligroso. Tienen un período de almacenamiento muy corto y las temperaturas elevadas pueden reducir aún más la vida útil. En caso de desesperanza, el producto caducado se puede consumir, pero en este caso es necesario cocinar durante mucho tiempo y al extraer el contenido de la lata, no toque la masa que queda en las paredes.

Comprobación de comida enlatada

Al comprar e inmediatamente antes de usar, vale la pena realizar varias actividades de verificación. Si la lata está bien cerrada o hinchada, debe rechazar inmediatamente dicho producto. Después de abrir, los alimentos enlatados se pueden revisar durante la cocción. Si aparecen burbujas durante el calentamiento, lo más probable es que el producto se eche a perder.

Al abrir el frasco, debe examinar cuidadosamente su contenido. Si se observan manchas oscuras o moho en la salsa, no lo dude, el sobre se echa a perder. Si hay manchas oscuras en el banco, entonces no debe preocuparse. Aparecieron durante el almacenamiento y no dañarán el cuerpo humano. Nunca deje el contenido del frasco para más tarde. Debe comer el producto de inmediato. Al día siguiente, incluso los alimentos enlatados frescos pueden echarse a perder.

Los envases enlatados pueden dañarse durante el transporte. Esto se puede descubrir si examina cuidadosamente el frasco. Además, la lata se puede bajar al agua. Si aparece, el contenido no es adecuado para su uso. No vale la pena gastar agua en tales inspecciones si el suministro de agua es limitado. Si existe una seria sospecha de que la comida enlatada se ha deteriorado, es mejor no arriesgarse, desechar el banco y moverse en dirección a la aldea. Sin comida, una persona puede vivir mucho tiempo, pero sin agua, no.